Home

Evaluar el desempeño de los financiadores en función de los resultados de salud obtenidos sobre la población a su cargo y vincular la asignación de recursos a compromisos de gestión

Se trata de lograr que las obras sociales, las prepagas y las provincias no sean únicamente proveedoras de prestaciones cada vez que estas son demandadas y se conviertan en efectivas responsables por la salud de la población a su cargo.

De este modo, se busca promover la organización de un sistema que evalúe el nivel de cumplimiento de las líneas de cuidados priorizadas para cada etapa del ciclo de vida, y que incorpore incentivos para aquellos que obtengan los mejores resultados. Así se comienza a superar el modelo de salud imperante, reactivo y curativo, por otro proactivo, centrado en la promoción y la prevención.

Es necesario reorientar el modelo de subsidio a la oferta (como ocurre en el sector público) y subsidio a la demanda (propio del sector de obras sociales y prepagas) hacia uno orientado a la eficacia y la efectividad de las acciones. Para ello se podrían utilizar de forma más intensa herramientas como los contratos por programa o compromisos de gestión. Se trata de establecer un vínculo contractual entre el proveedor y el financiador que involucre el cumplimiento de determinadas metas sanitarias (definidas por el Ministerio de Salud de la Nación).

En términos financieros, se trata de aplicar un modelo de presupuesto global prospectivo para financiar la implementación de un determinado programa de asistencia de salud. En el contrato se establecerían anualmente el tipo de servicios que se debe brindar, la asignación y transferencia de recursos y los indicadores de desempeño que deberán ser evaluados.

De este modo, los compromisos de gestión permitirían tanto definir mecanismos de delegación de autoridad y responsabilidades como también evaluar y supervisar lo delegado. Como consecuencia de estos contratos, los resultados e indicadores de la gestión se convierten en las variables determinantes de la asignación de los recursos. Entre estos indicadores pueden figurar índices de actividad, metas de crecimiento y/o evaluaciones de desempeño.

Insumos para el debate:

Deja un comentario